La estrategia de José Mourinho que puede costarle al United un 5% de su presupuesto total

José Mourinho parece tener claro que su futuro en el Manchester United dependerá sobre todo del nuevo contrato que la entidad le ponga por delante. El técnico portugués quiere ser el entrenador mejor pagado de la actualidad, y es por ello que no aceptaría un salario por debajo de las cifras que tanto él como Jorge Mendes ya han puesto encima de la mesa.

Según Marketing Deportivo, el técnico quiere cobrar una cantidad cercana a los 22 millones de euros por temporada, así como contaría con una libertad total para poder negociar su futuro siempre y cuando sea a final de cada temporada, en un contrato que le uniría por dos años más a los Red Devils. El club de Manchester no parece dispuesto, por el momento, a llegar a esas cantidad, pero el clamor popular puede condicionar su postura.

No debemos de pasar por alto, que los 22 millones de euros que cobraría José Mourinho supondría el 5% del presupuesto total de cada temporada del Manchester United -aproximadamente unos 500 millones de euros-, lo que viene siendo un porcentaje demasiado alto para un club en reestructuración.

Condenan a 7 meses de prisión al jugador que fue mano “derecha” de Mourinho en el Real Madrid

En la jornada de este viernes se ha hecho oficial la condena de la Audiencia de Madrid contra Ricardo Carvalho de siete meses de prisión. Todo ello viene derivado de un delito de fraude fiscal por el que fue culpado el exjugador del Real Madrid CF por no haber declarado parte de sus ingresos durante su estancia en España entre 2011 y 2012. 

Mourinho / Agencias

A su vez, se le ha condenado a una segunda multa cercana a los 148.000 euros, así como al pago de 300.000 euros, por considerar no apropiados y desproporcionados los argumentos mostrados a la hora de querer defender el jugador su inocencia.

Ricardo Carvalho tendrá que hacer frente a esta suma de manera inmediata, aunque aún se desconoce sí tendrá que presentarse en Madrid para hacer efectivo el pago, o sí por el contrario podrá hacerlo a distancia, ya que aún se encuentra jugando de manera profesional en China, donde defiende los colores del Shanghai SIPG a sus 39 años.