Un pueblo de 550 habitantes con equipo en la Segunda División francesa

Los futbolistas del Luzenac celebran una victoria | Luzenac

ERIK RUIZ – @erik23r

Con sus 550 habitantes aproximadamente, Luzenac es un pequeño pueblo de la región Midi-Pyrénées francesa que vive de la extracción de talco de una de sus canteras, la que según cuentan es la mayor del planeta. Sus habitantes, mayormente jubilados, conviven con los turistas que visitan tanto las estaciones de esquí cercanas o el Principado de Andorra. Hasta ahí todo normal, lo sorprendente de esta historia es que este pueblo ha conseguido el hito de que su equipo de fútbol logre el ascenso a la Segunda división francesa.

Jérôme Ducros tiene gran culpa del desarrollo de este proyecto. Tal y como fue bautizado en Francia, ‘el magnate del deporte tolosano’ llegó al club en el año 2012 en un periodo de incertidumbre económica atraído por el encanto natural de la belleza de la zona de Ariège, en los pirineos.  Con capital en el club de Toulouse, Ducros se decidió a dar el paso e invertir 2 millones en el Luzenac Ariège Pyrénées.

No obstante, el sueño de este histórico equipo de categorías regionales en Francia comenzó antes de la llegada de Ducros. En 2001 el equipo ascendió a CFA1, la quinta categoría del fútbol francés, para ascender dos años después a CFA. Más tuvo que esperar para jugar en National, ascenso que se consumó en el año 2009, a la categoría en la que militaba hasta lograr el ascenso a la Ligue 2.

Un equipo que represente a toda la región

La intención del magnate de Toulouse es crear un equipo que represente a toda la zona de Ariège, en cualquier caso, su nombre seguiría siendo Luzenac. Para ello cuenta con la ayuda del exportero internacional francés Fabien Barthez, que trabaja para crear una estructura interna semejante a la de los clubes de la Ligue 2. Con este ascenso, el equipo se tendrá que mudar a Toulouse a jugar sus partidos debido a que su actual estadio, el Jean-Noël Fondère de la localidad vecina de Foix no cumple las actuales normas de la Federación Francesa para segunda división. A todo esto, Ducros ya ha advertido de que esta mudanza es provisional, y que si no se puede construir un estadio en la zona, abandonará el proyecto.

El estadio de Foix | LaDepeche

Los verdaderos protagonistas de esta historia, los jugadores, viven y entrenan en Toulouse,  localidad que se encuentra aproximadamente a una hora y media de Luzenac. Solo el segundo equipo y las categorías inferiores tienen  una estrecha relación con el pueblo. No obstante, los habitantes de Luzenac están completamente volcados con el equipo, que ofrece autobuses gratuitos para animar al equipo en Foix.

Jugadores históricos de Francia y un candidato a jugar el Mundial de Brasil

El hecho de no vivir en el pueblo perdido en el pirineo francés ha hecho que jugadores importantes se unan al proyecto de Ducros. Nicolas Dieuze es claro ejemplo de esto. El futbolista acumula más de 200 partidos en primera división francesa en equipos como Touloue, Bastia y le Havre. Otro futbolista a destacar se trata de  Ande Dona Ndoh, el máximo goleador del equipo con 21 dianas en 26 encuentros y uno de los posibles delanteros de Camerún para el Mundial. Otros futbolistas como Outrebon o Westberg reforzaron al equipo, que mantiene a los grandes pilares que ya vestían la camiseta del Luzenac hace 5 años.

Ande Dona Ndoh con el Luzenac

Con el ascenso a Ligue 2, un nuevo proceso de incertidumbre económica ha golpeado al club. El conjunto francés tiene que adaptarse a las exigencias de la Liga francesa, algo para lo que Barthez ya se ha puesto manos a la obra. Es una lucha a contracorriente en la que cuenta con el apoyo de toda la región para que un proyecto tan bonito como el de los franceses salga adelante.

Leer entrada anterior
Polémica en Brasil por el ‘ambush marketing’ de Neymar

De poco importa todo el revuelo que se ha montado por su polémico fichaje por el FC Barcelona o la...

Cerrar